viernes, 29 de agosto de 2014

Another...

Muy buenas a todos. Llega un nuevo fin de semana (el último del veranito), y como no podía ser de otra manera, aquí estamos para haceros una recomendación con la que pasar el tiempo de ocio. La de hoy es la recomendación de un manga. Un manga cortito y genial, para todo aquel que le guste el género del misterio, las intrigas y el terror. Un manga llamado Another.


El manga de Another es una adaptación de la novela de terror y misterio escrita en 2009 por Ayatsuji Yukito.

En 1972 había un estudiante llamado Misaki en la clase 3-3 del instituto Yomiyama del Norte. Misaki era muy popular entre sus compañeros y profesores, así que cuando murió repentinamente a causa de un incendio, la clase 3-3 decidió actuar como si no hubiera fallecido. Sin embargo, cuando fueron a tomar la foto de graduación, había un miembro de más en ella, alguien que no debería estar allí. En la foto aparecía Misaki.

Así comienza la maldición, y es por eso que, cuando Kōichi Sakakibara, se traslada de Tokio a Yomiyama, la ciudad natal de su madre, y comienza el curso en el instituto Yomiyama, en la clase 3-3, no entiende cómo es posible que nadie más que él vea a esa extraña chica que lleva un parche en el ojo izquierdo y cuyo nombre es Mei Misaki. Sin embargo, y pese a que todo el mundo le da largas y le dice que se “aleje de las cosas que no existen”, comienzan a ocurrir cosas extrañas… comienzan a morir los estudiantes, y en la clase se dan cuenta de que vuelve a haber “un alumno de más”, pero ¿quién será esta vez, y como podrán acabar con las muertes.

Aunque al principio me prestaron el primer tomo de este manga (que son solo cuatro tomitos de nada) con muchas recomendaciones, no es que yo tuviera grandes esperanzas puestas en él… y lo cierto es que no sé porque… pero a lo mejor, simplemente es que creí que “un manga de miedo” no me iba a producir un gran impacto…. ¡cuán equivocada estaba!

Es cierto que la historia no me ha dado nada de miedo, pero si me ha producido esa sensación de angustia e impaciencia que tan bien consiguen las historias de misterio, en que durante toda su lectura, estas con el gusanillo detrás de la oreja, esperando a conocer cómo funciona la maldición, porque Mei es tan enigmática, que es lo que está pasando y quien será la próxima víctima de la maldición.


Aunque me ha gustado mucho la historia, de principio a final, es cierto que le veo una pega, y es que, pese a ser una historia super corta (ya os he dicho que son solo cuatro tomos de nada), me ha parecido demasiado larga… no sé si me explico. Creo que hay partes que sobraban totalmente, y a mi modo de ver,  a lo mejor en dos tomos se podría haber contado la historia igual de bien, y con mucha “menos paja” por el camino.
Pese a esto último que he dicho, he de decir que la lectura del mismo me ha parecido genial, y el dibujo de la misma es muy bueno, haciéndote meter en la historia, y dejándote con la incógnita no solo de que ha pasado, sino de quién es ese “alumno de más”, que tantos problemas está causando.


Espero que os entren ganitas de poneros con su lectura, y disfrutéis de esta pequeña historia en lo que queda de veranito.

Un saludo desde mí Mundo Mundano, donde, en breve, habrán vacaciones…. pero de las de verdad XD.  

lunes, 25 de agosto de 2014

Percy Kackson y el ladrón del rayo...

Muy buenas a todos, y ánimo, en este nuevo comienzo de semana. Ya solo queda una semana y este mes de agosto, y antes de que se acabe, os vengo a recomendar una nueva saga que he descubierto de chiripa, y que, aunque se publicó ya hace unos añitos, a mí me ha sorprendido gratamente hace nada, y ya estoy deseando comenzar con la lectura del segundo. Os hablo de Percy Jackson y los dioses del Olimpo. El ladrón del rayo.

La historia de Percy es la historia de un chico normal de doce años, con problemas en el cole debido a que sufre hiperactividad y dislexia, y trata de sobrellevar cómo puede el hecho de que en casa no tiene la ayuda deseada, ya que el nuevo marido de su madre, es el peor ser humano que ha pisado la faz de la tierra. Hasta ahí, todo perfecto… pero un día, en una excursión del cole, una de las tres furias mitológicas ataca a Percy, y junto a su madre Sally, y su único amigo, Grove, huyen para poner a salvo a Percy tras las barreras mágicas del Campamento Mestizo, lugar donde se protegen a los hijos de los dioses, los semidioses, como Percy, mientras se preparan para enfrentarse a su destino. Pero no todo va a resultarle tan fácil a Percy, porque a parte de no saber que dios es su padre, alguien a robado el rayo de Zeus, y por algún motivo que aun no logra entender, lo culpan a él de dicho robo. 


Hacía tiempo que quería leer esta saga y cuando hace poco, calló en mis manos el primero de los libros, no pude sino empezármelo con muchas ganas….  Cuál fue mi sorpresa cuando, no solo me gustaba, sino que poco a poco me iba enganchando completamente, y cuando llegué al final, tuve que salir corriendo a por el segundo (aunque, desgraciadamente, aun no lo he empezado, por eso de que tengo mil lecturas más que también me apetecen un montón, y se me van acumulando y juntando)

Me ha parecido que Rick Riordan ha conseguido traer la mitología a la actualidad, y hacer que muchas personas que no saben del tema (algo que en mi caso no pasa… demasiadas asignaturas sobre mitología he tenido ya a lo largo de mi vida… y sobre todo, de mi carrera XD) se acerquen a este mundo fascinante de los dioses, los monstruos y demás seres maravillosos que pueblan nuestra historia. Es una manera genial de conocer un poco de historia, y al mismo tiempo de disfrutar de una aventura nueva y entretenida, ideal para los jóvenes (y los no tan jóvenes) que nos hace recordar un poco a nuestro querido Harry Potter.


No solo recomiendo su lectura, sino que os digo muy en serio que deberías sacar tiempo para dedicarlo a este fantástico libro, y espero que, como yo, os entren ganas de continuar con la saga.


Un saludo desde mí Mundo Mundano, donde los dioses han pasado a ocupar un lugar privilegiado junto a otros muchos que llegaron a ese lugar mucho antes. 

viernes, 22 de agosto de 2014

Firefly y Serenity...

Muy buenas a todos. Espero que estéis la mar de preparados para un fantástico fin de semana… porque yo, sea como sea, voy a tener un fantástico fin de semana…. lo tengo más que decidido… y creo que, lo mejor para empezarlo con buen pie, es hacer una fantástica reseña (y si, sé que he repetido “fantástica” tres veces, pero es que tengo muchas ganas de que llegue el fin de semana)


Para empezar con buen pie el finde, como ya he dicho, lo mejor es una buena reseña, así que hoy os traigo una doble, con un poco de serie y un poco de cine, ya que hoy vengo a hablaros sobre la serie Firefy y su secuela, o final, en película, Serenity.

Firefly es una serie que se desarrolla en el 2517, tras la llegada de los humanos a un nuevo sistema estelar, y en ella se cuentan las aventuras de la tripulación de renegados de la Serenity, una nave espacial clase Firefly. En dicha nave viajan nueve personas, que nos van a ir mostrando su vida, desde los que lucharon en el bando perdedor de una guerra mundial, en donde las dos únicas superpotencias supervivientes son los Estados Unidos y China, que se unieron para formar el gobierno federal central, llamado la Alianza, hasta aquellos que huyen de la alianza por otros motivos más oscuros.  

La serie, como todas las series a las que me engancho últimamente, no tiene sino una temporada, y nunca se llegó a emitir en España, por lo que solo existe la posibilidad de verla en inglés con subtítulos o en latinoamericano  (yo opté por lo de verla en inglés), sin embargo, pese a este, pequeño inconveniente (sobre todo para aquellos que no están acostumbrados a leer subtítulos), la serie en sí misma es una joya de la ciencia ficción, donde se mesclan tres cosas que me encantan: el espacio, el lejano oeste y la cultura china. ¡Es genial ver a vaqueros del espacio, soltando tacos en chino!

Pese a que fuera cancelada tras la primera temporada, en el mundo friki fue muy querida, y por ello, la historia siguió adelante en forma de comic (que aún no he leído, pero que tengo pendientes) y posteriormente, en una película llamada Serenity, que puede que sea más conocida, porque esta sí que llegó a España, y se puede conseguir en cualquier sitio en perfecto español.


En la película, ha pasado ya un tiempo, y la tripulación de la Serenity se ha dispersado un poco, aunque el Capitán Mal, y su “banda de forajidos” siguen a delante con su “tocata y fuga”, hasta que, de repente, aparece un nuevo buscador, que trata de encontrar a la enigmática y extraña River y a su hermano, el doctor Simon, para ponerlos ante la justicia.

La serie y la película, han causado un gran impacto en mí, y me han dado la oportunidad de ver un lado un poco más serio (aunque no demasiado) de Nathan Fillion (conocido más como Castle), en el que interpreta al fantástico Capitán Malcolm Reynolds, así como otro actor que me tiene fascinada desde hace bastante tiempo, Alan Tudyk, en el papel más maravilloso de todos (lo siento mucho Nathan, pero es que Alan me ha ganado el corazón) del siempre optimista piloto de la Serenity.


Creo que la serie merece mucho la pena, al igual que la película, y siento lástima de que la cancelaran, porque de verdad creo que, tenía un gran potencial, pese a todo.

Lo único que podemos sacar de bueno del hecho de que “ya no esté entre nosotros”, son las mil bromas que ha sacado Nathan Fillion al respecto de la cancelación de una serie tan genial, como son su “giño” en Percy Jackson y el mar de los monstruos (de la cual hablaré en próximas entregas), sobre como todas las “mejores series, son canceladas en la primera temporada”, o su magnífico traje de “vaquero espacial” en uno de los capítulos de las primeras temporadas de Castle, entre otros muchos... 


Bueno, espero que, con este modesta reseña de una serie tan magnífica, os entre el gusanillo, y le deis una oportunidad, igual que hice yo (de lo cual no me arrepiento), y ya si eso, me comentáis que os ha parecido la experiencia.

Un saludo desde mí Mundo Mundano, donde espera que el calorcillo, aguante por lo menos hasta el sábado…   

lunes, 18 de agosto de 2014

El amanecer del planeta de los simios...

Buenas a todos. Antes que nada, disculpar mi ausencia del pasado viernes, pero como comprenderéis, para un viernes que podía aprovechar a hacer cosas, estuve más haciendo otras cositas, que delante de un ordenador.

Aunque vengo de prisa y casi sin tiempo de nada, me paso un poquito, para traeros una reseña rápida, de esas que tengo me gustan, donde os recomiendo alguna cosita que me ha parecido genial, y en este caso, la reseña es sobre cine, para que aprovechéis los que estás de vacaciones y os vayáis a disfrutar de la película. Hoy vengo a hablaros sobre El amanecer del planeta de los simios.

He de confesar, como creo que ya hice en su momento, cuando reseñé El origen del planta de los simios, que a mí nunca me había gustado esta saga de películas, sin embargo, eso cambió con la anterior película, como podéis ver en dicha reseña… Ahora puede decir que, efectivamente, esta nueva versión de la historia, o este nuevo comienzo de la misma saga, sí que están siendo de mi agrado, y que El amanecer del planeta de los simios me ha parecido una gran película.

La película continúa un par de años después que la anterior. Los monos viven alejados de lo que queda de civilización humana, en su propio mundo, y con sus propias reglas, pero vuelven los humanos, vuelven a tener que interactuar, y no va todo lo bien que a Cesar le gustaría que fueran las cosas, porque, aunque no todos los humanos son tan malos, ni todos los simios tan buenos, y las cosas se van a complicar de lo lindo para las dos especias.


Creo que es una gran película, entretenida, con la que puedes pasar unas horas de lo más buenas, y que además, al final, te hacen reflexionar, porque todo esto siempre te hace reflexionar, plantearte ciertas cosas, y pensar que la vida puede cambiar en cualquier momento, y que los humanos estamos haciendo todo lo posible para que algo salga mal, y acabemos muy mal. O a lo mejor, solo me hacen reflexionar a mi… no sé…


Bueno, lo importante es que la película me ha parecido realmente buena, y que la recomiendo, pese a que muchos puedan opinar que esas imágenes del tráiler en las que los simios empuñaban armas a mansalva, no podían ser tomadas en serio.

Bueno, espero que os entren ganas de verla. Yo ahora, salgo pitando, que me tengo que ir a currar, y ya voy justilla XD.


Un saludo desde mí Mundo Mundano, donde espera ser mejor humano… 

lunes, 11 de agosto de 2014

La probabilidad estadística del amor a primera vista...

Muy buenas a todos. Antes que nada disculparme por mi tardanza… sé que dije que volvería de mis vacaciones la semana pasada, pero la semana llegó, y yo no pude pararme ni un segundo a escribir, así que las alargué un poco más, sin avisar, y por ello, pido a todos que me disculpéis.

Eso sí, aquí estoy de nuevo para seguir con mis interminables reseñas sobre frikadas varias, con ganas renovadas, y mil y una cosas nuevas que os hagan disfrutar (o eso espero).

Hoy, para celebrar la vuelta de las vacaciones, y el comienzo de una maravillosa semana (aunque yo esté hecha polvo y esta tarde tenga que ir a trabajar), empezaremos por, como no, la reseña de un libro, y para ello, que mejor que un gran libro, que sirva de recomendación para las lecturas veraniegas de muchos, de esas que son rápidas, ligeras y maravillosas para degustar junto a la piscina o a la orilla del mar. Hoy os traigo la reseña de La probabilidad estadística del amor a primera vista, de Jennifer E. Smith.

“¿Desde cuándo son puntuales los aviones a la hora de despegar? Hadley ha llegado cuatro minutos tarde, lo que, bien pensado, no parece mucho: una pausa para la publicidad, el descanso entre dos clases, el tiempo que lleva calentar un plato precocinado en el microondas. Cuatro minutos no son nada. Cierra los ojos solo un instante y, cuando los vuelves a abrir, el avión ha desaparecido. Los caprichos del destino y as casualidades de la vida son el motor de esta conmovedora novela sobre lazos familiares, segundas oportunidades y primero amores. Desarrollada a lo largo de 24 horas, la historia de Hadley y Oliver nos convence de que el amor verdadero aparece en nuestras vidas cuando menos lo esperamos.”

 Hay libros que enamoran a primera vista, y con este título, y esta maravillosa portada, este no podía hacer otra cosa que esa, enamorarme a primer vista. Desde que lo descubrí en diversos blog por la red, tenía unas ganas locas de hacerme con él, y en cuanto lo vi en la librería, decidí que tenía que traérmelo a casa conmigo.

Fue cogerlo, empezarlo, y no poder soltarlo hasta que no lo terminé, porque la historia de Hadley, que en un principio parece una niña un poco tonta y algo caprichosa, a la que se le ha metido entre ceja y ceja, que su padre, poco más que es el demonio, y su prometida tiene que ser el anticristo, va tomando sentido y  a empezar a engancharte desde el momento en que Oliver aparece en escena, llegas a la conclusión de que merece la pena cada segundo que pases leyendo este libro.

La historia trascurre en un aeropuerto, seguido de unas horas en un avión (algo muy del verano… aunque no de mi verano) y concluyendo en la maravillosa ciudad de Londres (la cual espero conocer pronto), por lo que es, no solo ideal para un lectura veraniega, sino que es una maravillosa manera de pasar un par de horas, disfrutando de una magnífica historia, en la mejor compañía, y de la mejor manera del mundo.

Es un libro lleno de magia (sin tener nada que ver con ella), que hace que te enamores de cada una  de sus páginas, y sobre todo, de su protagonista masculino, porque, tenemos que reconocerlo, un hombre que va en un avión, que sabe que estás nerviosa, sentada a su lado, y que de repente, sin casi venir a cuento, te suelta “Los cúmulos son las mejores nubes de todas” sabes que va a ser un amor de persona.

No solo os recomiendo mucho la lectura, sino que os digo, de verdad de la buena, que bien merece la pena.

Un saludo desde mí Mundo Mundano, que se siente muy feliz por haber vuelto.