lunes, 9 de diciembre de 2013

Preciada...

Estamos a tres semanas (y dos días) para que se acabe el mes, y con él, este año 2013, y yo tengo aun un montón de cosas por reseñar que he leído/visto durante el año, pero no pierdo la esperanza, porque lo bueno que tienen las reseñas es que, son eternas, y da igual cuando os comente que me ha parecido tal o cual cosa, porque todas se quedan en mi memoria, retenidas ahí, para después llegar aquí y plasmar mis sentimientos hacia una y otra cosa.

En esta ocasión, vengo a comentaros mis impresiones sobre una lectura que se ha quedado grabada en mí, mucho más profundamente, y que por ello, creo que voy a tratar de expresaros de la mejor manera que sé, lo que sentí al llevar a cabo su lectura. Hoy vengo a hablaros sobre Preciada, segunda parte de la trilogía Marca de Nacimiento, de Caragh M. O´Brien.  


Como ya os comenté en su momento, la primera parte de esta trilogía, me enganchó desde la página uno, y me enamoré completamente de ella, de una manera que muy pocas colecciones llegan a hacer. Cuando terminé Marca de Nacimiento, tuve una imperiosa necesidad de hacerme con Preciada, así que en cuanto tuve tiempo (y dinero) corrí a la librería y me hice con esta segunda entrega.

Espero que sepáis que no soy de las que les guste hacer spoiler, pero en esta ocasión he de hacer uno chiquitito, porque si no lo hago, no puedo comentar nada del propio libro, así que si no queréis haceros spoiler, recomiendo que simplemente os quedéis con que el libro es absolutamente genial, y no leáis más allá. Para todos los demás, aquí os dejo el resto de la reseña:  

El libro no parte justo desde donde dejamos a Gaia, sino de un poquito más adelante en el tiempo, justo el momento en que es rescatada y llevada a Sailum, un poblado tras los páramos, donde mandan las mujeres, pese a la superioridad numérica de los hombres, y donde besarse es delito. Allí, Gaia se tendrá que enfrentar a nuevos retos, que nada tienen que ver con aquellos que vivió en el Enclave.

La historia que se cuenta en Preciada, parece algo completamente ajeno y sin relación con lo que habíamos leído en Marca de Nacimiento. Parece que este nuevo emplazamiento al que decidió partir Gaia, nada tiene que ver con su antigua situación, y sin embargo, sí que están relacionados, y antes de que te des cuenta, estarás sumergido en esta nueva aventura, preguntándote al mismo tiempo, que es lo que habrá pasado con su vida anterior.

Si el primer libro se me hizo corto, este, pesa a parecer más grande (lo cual no es cierto, ya que la edición de la Editorial Everest, que fue la que tuve que comprar, porque el Circulo no tenía ni la segunda, ni la tercera entrega de esta saga, está editada con una letra de tamaño veinte, por lo menos, con unos márgenes superiores e inferiores que dejarían espacio para escribir otra historia más, y que parece que lo han escrito para que mi prima de seis años no se aburra de leer, convirtiendo lo que podían haber sido 2oo y pocas páginas, en 494) se me hizo aun más corto, y estaba llegando al final del mismo, pensando ya en ir a la librería a hacerme con el último, para volver a reunirme cuanto antes con Gaia y León.

En la contraportada de Preciada aparece una frase de Rocío Muñoz, administradora de Juvenil Romántica que creo que resume muy bien lo que pensé en el momento de reencontrarme con Leon, y es que “Pon un Leon Grey en tu vida”, como muy bien dice ella, "debería ser el eslogan de la trilogía".

Espero que con esta, y la anterior reseña, le deis una oportunidad a esta historia, todos aquellos que aun no han tenido el placer de hacerlo.

Un saludo desde mí Mundo Mundano, donde, pese a los apuntes, vuelve a haber hueco, un día más, para las lecturas apasionantes como estas.     

No hay comentarios: