lunes, 7 de octubre de 2013

Peter Pan...

Todo aquel que me conozca un poquito, sabe que tengo una pequeña y muy controlada obsesión con Peter Pan, así que no era de extrañar el hecho de que, cuando vi el comic de Regis Loisel en la librería, sabía que tenía que ser mío. Y así lo fue, hace unos cuantos años, me lo regalaron, pero no ha sido hasta hace un par de días que finalmente lo he cogido de la estantería, y puedo decir, al final, que es toda una delicia de comic.

No tenemos que ir a él pensando en que vamos a encontrar la historia que todos conocemos de Disney, ni si quiera podemos ir con la mente puesta en lo que J. M. Barrie nos relato en su obra de teatro y en su posterior novela. Tenemos que acudir a esta lectura con la mente abierta, y pensar que esta historia, este comienzo, bien podría ser real.

En esta ocasión, Loisel ha jugado un poco con el Londres de la época, para mostrarnos dos historias de forma paralela, que en principio nada tienen en común, pero que sin darte cuenta, a medida que pasas las páginas, vas viendo que tienen más y más sentido, y que los hechos ahí relatados, bien podrían ser, todos y cada uno, ciertos.


Nos encontramos con un nuevo inicio. Uno que nos muestra el porqué de las obsesiones y rarezas de Peter . Uno en el que vemos que es lo que se esconde tras el capitán Garfio. Un inicio que nos muestra que no todo es tan encantados como nos lo pintaba Disney, ni tan enigmático como lo describía Barrie.

Además, como un aliciente más, aparte de una extraordinaria historia, nos encontramos con el encantador y sorprendente dibujo, que me ha parecido realmente hermoso, y que no dudaría en recomendar a cualquiera. Le da una vida tan magnífica a todo, que sorprende, desde los personajes, hasta el Londres de la época y el País de Nunca Jamás.


He de reconocer que, aunque comencé la lectura con cierto temor, la acabé totalmente maravillada de esta magnífica obra de arte, de uno de los grandes amores de mi vida, Peter Pan.

En esta ocasión no solo os la recomiendo, sino que de verdad que deseo que os leáis esta obra, y la disfrutéis tanto como la he disfrutado yo.



Un saludo desde mí Mundo Mundano, que esta semana, más que nunca, se encuentra situado en la segunda estrella a la derecha. 

No hay comentarios: